Inicio » Artículos

El etiquetado del aceite de oliva

A continuación, se explican las distintas denominaciones y definiciones, así como las peculiaridades del etiquetado del aceite de oliva.

La denominación de los aceites de oliva y los aceites de orujo de oliva.

El uso de las denominaciones y las definiciones de los aceites de oliva y de los aceites de orujo de oliva que se exponen a continuación, será obligatorio para la comercialización de esos productos en la Unión Europea.

Se tienen 6 denominaciones: aceite de oliva virgen (aceite de oliva virgen extra, aceite de oliva virgen y aceite de oliva virgen lampante), aceite de oliva refinado, aceite de oliva que contiene exclusivamente aceites de oliva refinados y aceite de oliva vírgenes, aceite de orujo de oliva crudo, aceite de orujo de oliva refinado y aceite de orujo de oliva.

No obstante, sólo podrán comercializarse al por menor (venta a la persona consumidora final del aceite, en estado natural o incorporado en un producto alimenticio) los siguientes aceites:

1) Aceite de oliva virgen: el aceite obtenido del fruto del olivo exclusivamente por medios mecánicos u otros procedimientos físicos aplicados en condiciones que excluyan toda alteración del producto, y que no se han sometido a ningún otro tratamiento  que no sea su lavado, centrifugado o filtración, excluidos los aceites obtenidos por el uso de disolventes o de coadyuvante de acción química o bioquímica, por un procedimiento de reesterificación o como resultado de cualquier mezcla con aceites de otros tipos:

  • Aceite de oliva virgen extra: el que tiene una acidez libre máxima, en ácido oleico de 0,8 gramos por 100 gramos.
  • Aceite de oliva virgen: el que tiene una acidez libre máxima, en ácido oleico, de 2 gramos por 100 gramos.

2) Aceite de oliva que contiene exclusivamente aceites de oliva refinados y aceite de oliva vírgenes: el aceite de oliva obtenido mezclando aceite de oliva refinado y aceite de oliva virgen distinto del lampante (el que tiene una acidez libre, en ácido oleico, de más de 2 gramos por 100 gramos), que tiene una acidez libre, expresada en ácido oleico, de no más de 1 gramo por 100 gramos.

3) Aceite de orujo de oliva: el aceite obtenido mezclando aceite de orujo de oliva refinado y aceite de oliva virgen diferente del lampante, que tiene una acidez libre, expresada en ácido oleico, de no más de 1 gramo por 100 gramos.

El etiquetado de los aceites.

Incluirá, de manera clara e indeleble, junto a la denominación de los aceites, pero no necesariamente junto a ésta, la siguiente información sobre la categoría del mismo:

  • Para el aceite de oliva virgen extra: “aceite de oliva de categoría superior obtenido directamente de aceitunas y sólo mediante procedimientos mecánicos”.
  • Para el aceite de oliva virgen: “aceite de oliva obtenido directamente de aceitunas y sólo mediante procedimientos mecánicos”.
  • Para el aceite de oliva que contiene exclusivamente aceites de oliva refinados y aceites de oliva vírgenes: “aceite que contiene exclusivamente aceites de oliva que se hayan sometido a un tratamiento de refinado y de aceites obtenidos directamente de aceitunas”.
  • Para el aceite de orujo de oliva: “aceite que contiene exclusivamente aceites de oliva procedentes del tratamiento del producto obtenido tras la extracción del aceite de oliva y de aceites obtenidos directamente de aceitunas” o “aceite que contiene exclusivamente aceites procedentes del tratamiento del orujo de oliva y de aceites obtenidos directamente de aceitunas”.

Los aceites de oliva y los aceites de orujo de oliva anteriormente mencionados se presentarán a la persona consumidora final en envases de 5 litros como máximo. Tales envases deberán llevar un sistema de apertura que pierda su integridad después de su primera utilización, así como llevar el oportuno etiquetado. En el envase, o en una etiqueta unida a él, además figurará información sobre las condiciones particulares de conservación del producto al abrigo del calor y de la luz.

En el etiquetado del aceite de oliva virgen extra y del aceite de oliva virgen, figurará una designación del origen (indicación de un nombre geográfico en el envase o en la etiqueta). Sin embargo, ni para el aceite de oliva que contiene exclusivamente aceites de oliva refinados y aceite de oliva vírgenes, ni para el aceite de orujo de oliva, aparecerá ninguna designación de origen.

Si en una mezcla de aceite de oliva y de otros aceites vegetales, la presencia de aceites de oliva y de orujo de oliva se menciona en el etiquetado, fuera de la lista de ingredientes, mediante palabras, imágenes o representaciones gráficas, la denominación de venta de la mezcla en cuestión será: “mezcla de aceites vegetales (o nombre específicos de esos aceites vegetales) y de aceite de oliva”, seguida directamente de la indicación del porcentaje de aceite de oliva en la mezcla.

Sólo podrá mencionarse la presencia de aceite de oliva en el etiquetado de las mezclas, mediante imágenes o representaciones gráficas, en el caso de que su porcentaje sea superior al 50%

La designación de origen en los aceites de oliva virgen extra y en los aceites de oliva virgen.

Consistirá únicamente:

- En los casos de aceites de oliva originarios de un Estado miembro o de un tercer país, en una referencia al Estado miembro en cuestión, a la Unión Europea o al tercer país que corresponda.

- En los casos de las mezclas de aceites de oliva originarios de más de un Estado miembro o tercer país, en una de las menciones siguientes:

  • Mezcla de aceites de oliva originarios de la Unión Europea o una referencia a la Unión.
  • Mezcla de aceites de oliva no originarios de la Unión Europea o una referencia al origen fuera de la Unión.
  • Mezcla de aceites de oliva originarios de la Unión Europea y no originarios de la Unión, o una referencia al origen dentro de la Unión y al origen fuera de la Unión.

- En una denominación de origen protegida o una indicación geográfica protegida.

No será considerada una designación de origen el nombre de la marca o de la empresa. La designación de origen que mencione un Estado miembro o la Unión Europea corresponderá a la zona geográfica en la que se hayan cosechado las aceitunas de que se trate y en la que esté situada la almazara en la que se haya extraído el aceite de las aceitunas.

En el caso de que las aceitunas se hayan cosechado en un Estado miembro o un tercer país diferente de aquel en que esté situada la almazara en la que se haya extraído el aceite de las aceitunas, la designación de origen llevará la siguiente indicación: “aceite de oliva virgen (extra) obtenido en (designación de la Unión Europea o del Estado miembro en cuestión) de aceitunas cosechadas en (designación de la Unión Europea, del Estado miembro o del tercer país de que se trate)”.

Indicaciones facultativas que deben venir en el etiquetado de una aceite de oliva.

  • La indicación “primera presión en frío” podrá figurar únicamente tratándose de aceites de oliva vírgenes extra o vírgenes obtenidos a menos de 27 ºC, mediante un primer prensado mecánico de la pasta de aceitunas, gracias a un sistema de extracción de tipo tradicional,  con prensas hidráulicas.
  • La indicación “extracción en frío” podrá figurar únicamente tratándose de aceites de oliva vírgenes extra o de los aceites de oliva vírgenes obtenidos a menos de 27 ºC mediante filtración o centrifugación de la pasta de aceitunas.
  • Las indicaciones de las características organolépticas que hagan referencia al sabor o al olor sólo podrán figurar en los aceites de oliva vírgenes extra o vírgenes.
  • La indicación de la acidez o de la acidez máxima podrá figurar sólo si se acompaña de la indicación, en caracteres del mismo tamaño que aparezcan en el mismo campo visual, del índice de peróxidos, del contenido de ceras y de la absorbencia en el ultravioleta.

 

Si necesita información o asesoramiento en materia de consumo no dude en contactar con nosotros. Le recordamos que estamos a su disposición de forma gratuita y continuada a través de número de teléfono 900 21 50 80, del correo electrónico consumoresponde@juntadeandalucia.es, así como en nuestros perfiles de redes sociales o a través de esta misma página Web. Y si prefiere un servicio de atención presencial, puede acercarse a alguno de los Servicios Provinciales de Consumo, presentes en todas las capitales de provincia andaluzas.

 

Valora el artículo: 
5