Inicio » Artículos

Gas natural: equipos de medida y lectura en el punto de suministro

En cada punto de suministro de gas natural se instalará un equipo de medida. Estos equipos de medida podrán ser propiedad de la persona consumidora o alquilados por ella a las empresas distribuidoras, en cuyo caso estas procederán a la instalación de los mismos no pudiendo exigir cantidad alguna por ello.

Etiquetas:

La instalación de los equipos de medida en instalaciones receptoras conectadas a redes de menos de 4 bar, se realizará preferentemente en zonas comunes. Una vez se instale, se procederá a precintarlos de modo que no puedan ser manipulados. Si el equipo de medida se sitúa dentro del límite de propiedad de la persona usuaria, esta deberá facilitar el acceso al personal debidamente acreditado para realizar las tareas de lectura y/o mantenimiento.

Los equipos de medida serán precintados por personal de la distribuidora o autorizado por ella. No se podrá cobrar ningún importe por el precintado de equipos.

Si la persona consumidora lo solicita, y a su cargo, se podrán instalar equipos de medida de funcionamiento por monedas, tarjetas u otros sistemas de autocontrol, acomodados a las tarifas vigentes, y debidamente homologados y precintados.

La persona consumidora será la responsable de la custodia de los equipos de medida y control. La persona o entidad propietaria del equipo de medida (en su caso, persona consumidora o distribuidora) serán responsables de su mantenimiento.

Comprobación de los equipos de medida.

Tanto las personas consumidoras, como las empresas transportistas, distribuidoras y, en su caso, comercializadoras, tendrán derecho a solicitar de la Administración oportuna del domicilio de la instalación, la comprobación y verificación de los equipos de medida, cualquiera que sea su propietario. Los gastos generados serán a cargo de:

  • La persona solicitante en el caso de que resulte correcto el funcionamiento del mismo.
  • La persona propietaria del equipo en caso contrario.

En el supuesto de que se compruebe un funcionamiento incorrecto del equipo:

  • Se procederá a facturar de manera complementaria, entre la última revisión del equipo y el momento de la comprobación.
  • El periodo de corrección será la mitad del tiempo transcurrido desde la última revisión o instalación del equipo, siempre que no exista acuerdo en la determinación del momento en el que se produjo la causa del error no admisible.
  • En ningún caso, ese periodo podrá exceder de 1 año.
  • Si se hubieran facturado cantidades inferiores a las debidas, la diferencia podrá ser prorrateada en tantas facturas como meses transcurrieron en el error.
  • Si se hubieran abonado cantidades en exceso, la devolución se producirá en la primera facturación siguiente, sin que pueda producirse fraccionamiento de los importes a devolver (aplicándose a las cantidades adelantadas el interés legal del dinero).

Lectura de los suministros.

Será responsabilidad de las empresas distribuidoras cuando se trate de suministro a tarifa.

En el mercado libre, la lectura de los suministros será responsabilidad de la comercializadora o de la persona consumidora cualificada en los supuestos de que no se suministre a través de una comercializadora autorizada. En este caso, quien sea responsable de la lectura podrá proceder, por sí mismo o a través de la correspondiente distribuidora, a la medición de los suministros.

La periodicidad de la lectura será:

  • Mensual para aquellas personas usuarias con consumo anual superior a 100.000 kWh.
  • En el resto de supuestos, la periodicidad será mensual o bimestral (la entidad responsable de la lectura podrá solicitar a la Administración la ampliación de dicho periodo hasta un máximo de 6 meses).

 

Si necesita información o asesoramiento en materia de consumo no dude en contactar con nosotros. Le recordamos que estamos a su disposición de forma gratuita y continuada a través del número de teléfono 900 21 50 80, del correo electrónico consumoresponde@juntadeandalucia.es, así como en nuestros perfiles de redes sociales o a través de esta misma página Web. Y si prefiere un servicio de atención presencial, puede acercarse a alguno de los Servicios Provinciales de Consumo, presentes en todas las capitales de provincia andaluzas.

 

Valora el artículo: