Inicio » Articulos

¿Qué se entiende por publicidad?

Las empresas utilizan diversas técnicas para promover una determinada conducta en las personas consumidoras al objeto de atraer su atención hacia los bienes o servicios que ofrecen. Son las denominadas técnicas publicitarias.

Etiquetas:

Consumo Responde
Recomendaciones en materia de publicidad

Teniendo en cuenta la Ley 34/1988, de 11 de noviembre, General de Publicidad:

  • La publicidad es toda forma de comunicación realizada por una persona física o jurídica, pública o privada, en el ejercicio de una actividad comercial, industrial, artesanal o profesional, con el fin de promover, de forma directa o indirecta, la contratación de bienes muebles o inmuebles, servicios, derechos y obligaciones.
  • Las personas a las que se dirige la publicidad o el mensaje publicitario o a las que este alcance, se denominan personas destinatarias de la publicidad.

Un mensaje publicitario nunca podrá ser considerado engañoso, desleal o agresivo para la persona o las personas destinatarias del mismo. En estos casos estaríamos ante la conocida como publicidad ilícita.

Tipos de publicidad ilícita.

Se considerará ilícita:

  • La publicidad que atente contra la dignidad de la persona o vulnere los valores y derechos reconocidos en la Constitución Española. Especialmente será ilícita la publicidad que presente a la mujer de forma vejatoria o discriminatoria:
  1. Bien utilizando particular y directamente su cuerpo o partes del mismo como mero objeto sin vinculación con el producto que se pretende promocionar,
  2. Bien utilizando su imagen asociada a comportamientos estereotipados fomentando la generación de violencia.
  • La publicidad dirigida a personas menores de edad que les incite a la compra de un bien o servicio, aprovechando su inexperiencia o credulidad, o en la que aparezcan persuadiendo de la compra a padres, madres, tutores o tutoras. Con relación a ello:
  1. No se podrá, sin motivo justificado, presentar a niños o niñas en situaciones peligrosas.
  2. No se deberá inducir a error sobre las características de los productos, ni sobre su seguridad, ni tampoco sobre la capacidad y aptitudes necesarias en el niño o la niña para utilizarlos sin producir daño para sí o a terceras personas.
  • La publicidad subliminal, entendiéndose como tal aquella que, mediante técnicas de producción de estímulos de intensidades en la frontera de la percepción por los sentidos, pueda actuar sobre las personas destinatarias sin ser conscientemente percibida.
  • La publicidad engañosa, la publicidad desleal y la publicidad agresiva.
  • La que infrinja lo dispuesto en la normativa que regule la publicidad en determinados productos, bienes, actividades o servicios. En este sentido, por ejemplo:
  1. Se prohíbe la publicidad de bebidas con graduación alcohólica superior a 20 grados por medio de la televisión, así como en aquellos lugares donde esté prohibida su venta o consumo.

 

Si necesita información o asesoramiento en materia de consumo no dude en contactar con nosotros. Le recordamos que estamos a su disposición de forma gratuita y continuada a través del número de teléfono 900 21 50 80, del correo electrónico consumoresponde@juntadeandalucia.es, así como en nuestros perfiles de redes sociales o a través de esta misma página Web. Y si prefiere un servicio de atención presencial, puede acercarse a alguno de los Servicios Provinciales de Consumo, presentes en todas las capitales de provincia andaluzas.

Valora el artículo: