Inicio » Infórmate » Normativas

Normativas

Ley 16/2011, de 24 de junio, de contratos de crédito al consumo

Con fecha 25 de junio de 2011 se publicó en el B.O.E. número 151 la Ley 16/2011, de 24 de de junio de contratos de crédito al consumo, quedando derogada la Ley 7/1995, de 23 de marzo, de Crédito al Consumo

Etiquetas:

La redacción de esta Ley se fundamenta en dos criterios básicos:

- Imponer una armonización total, de forma que los Estados miembros no pueden mantener o introducir disposiciones nacionales distintas a las disposiciones armonizadas establecidas en esta norma europea, si bien tal restricción no impide mantener o adoptar normas nacionales en caso de que no existan disposiciones armonizadas.

- Conservar aquellas previsiones de nuestro Derecho interno que ofrecen una mayor protección en el ámbito del crédito al consumo sin que vengan exigidas por la normativa comunitaria.

Por ello, esta Ley recoge las previsiones de la Ley 7/1995 relativas a la oferta vinculante, a la eficacia de los contratos vinculados a la obtención de un crédito, al cobro indebido y a la penalización por falta de forma y por omisión de cláusulas obligatorias en los contratos. Asimismo, mantiene la aplicación parcial de la Ley a los contratos de crédito cuyo importe total es superior a 75.000 euros.

Ámbito:

Valora esta página: 

Preguntas frecuentes

¿Qué se entiende por contrato de crédito al consumo?

¿Qué se entiende por contrato de crédito al consumo?

Por el contrato de crédito al consumo un prestamista concede o se compromete a conceder a un consumidor un crédito bajo la forma de pago aplazado, préstamo, apertura de crédito o cualquier medio equivalente de financiación. No se considerarán contratos de crédito los que consistan en el suministro de bienes de un mismo tipo o en la prestación continuada de servicios, siempre que en el marco de aquéllos asista al consumidor el derecho a pagar por tales bienes o servicios a plazos durante el período de su duración. (Artículo 1 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por consumidor a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

¿Qué se entiende por consumidor a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

Se entenderá por consumidor la persona física que, en las relaciones contractuales reguladas por La Ley de Crédito al Consumo, actúa con fines que están al margen de su actividad comercial o profesional. (Artículo 2 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por prestamista a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

¿Qué se entiende por prestamista a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

El prestamista es la persona física o jurídica que concede o se compromete a conceder un crédito en el ejercicio de su actividad comercial o profesional. (Artículo 2 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por intermediario de crédito a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

¿Qué se entiende por intermediario de crédito a los efectos de un contrato de crédito al consumo?

El intermediario de crédito es la persona física o jurídica que no actúa como prestamista y que en el transcurso de su actividad comercial o profesional, contra una remuneración que puede ser de índole pecuniaria o revestir cualquier otra forma de beneficio económico acordado: 1.º Presenta u ofrece contratos de crédito, 2.º asiste a los consumidores en los trámites previos de los contratos de crédito, distintos de los indicados en el inciso 1.º), o 3.º celebra contratos de crédito con consumidores en nombre del prestamista. (Artículo 2 LEY 16/2011)

¿Qué contratos están excluidos del concepto de contrato de crédito al consumo?

¿Qué contratos están excluidos del concepto de contrato de crédito al consumo?

Están excluidos: a) Los contratos de crédito garantizados con hipoteca inmobiliaria. b) Los contratos de crédito cuya finalidad sea adquirir o conservar derechos de propiedad sobre terrenos o edificios construidos o por construir. c) Los contratos de crédito cuyo importe total sea inferior a 200 euros. d) Los contratos de arrendamiento o de arrendamiento financiero en los que no se establezca una obligación de compra del objeto del contrato por el arrendatario ni en el propio contrato ni en otro contrato aparte. Se considerará que existe obligación si el prestamista así lo ha decidido unilateralmente. e) Los contratos de crédito concedidos en forma de facilidad de descubierto y que tengan que reembolsarse en el plazo máximo de un mes. f) Los contratos de crédito concedidos libres de intereses y sin ningún otro tipo de gastos, y los contratos de crédito en virtud de los cuales el crédito deba ser reembolsado en el plazo máximo de tres meses y por los que sólo se deban pagar unos gastos mínimos. g) Los contratos de crédito concedidos por un empresario a sus empleados a título subsidiario y sin intereses o cuyas tasas anuales equivalentes sean inferiores a las del mercado, y que no se ofrezcan al público en general (se entenderá por tasas anuales equivalentes inferiores a las del mercado las que sean inferiores al tipo de interés legal del dinero). h) Los contratos de crédito celebrados con empresas de servicios de inversión. i) Los contratos de crédito que son el resultado de un acuerdo alcanzado en los tribunales. j) Los contratos de crédito relativos al pago aplazado, sin intereses, comisiones ni otros gastos, de una deuda existente. k) Los contratos de crédito para cuya celebración se pide al consumidor que entregue un bien al prestamista como garantía de seguridad y en los que la responsabilidad del consumidor está estrictamente limitada a dicho bien. (Artículo 3 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por posibilidad de descubierto?

¿Qué se entiende por posibilidad de descubierto?

Se entiende que hay posibilidad de descubierto en aquel contrato de crédito explícito mediante el cual un prestamista pone a disposición de un consumidor fondos que superen el saldo en la cuenta a la vista del consumidor. (Artículo 4 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por descubierto tácito?

¿Qué se entiende por descubierto tácito?

Se considera descubierto tácito aquel descubierto aceptado tácitamente mediante el cual un prestamista pone a disposición de un consumidor fondos que superen el saldo de la cuenta a la vista del consumidor o la posibilidad de descubierto convenida. (Artículo 4 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por excedido tácito?

¿Qué se entiende por excedido tácito?

Se considera excedido tácito sobre los límites pactados en cuenta de crédito aquel excedido aceptado tácitamente mediante el cual un prestamista pone a disposición de un consumidor fondos que superen el límite pactado en la cuenta de crédito del consumidor. (Artículo 4 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Coste total del crédito”?

¿Qué se entiende por “Coste total del crédito”?

Todos los gastos, incluidos los intereses, las comisiones, los impuestos y cualquier otro tipo de gastos que el consumidor deba pagar en relación con el contrato de crédito y que sean conocidos por el prestamista, con excepción de los gastos de notaría. El coste de los servicios accesorios relacionados con el contrato de crédito, en particular las primas de seguro, se incluye asimismo en este concepto si la obtención del crédito en las condiciones ofrecidas está condicionada a la celebración del contrato de servicios. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Importe total adeudado”?

¿Qué se entiende por “Importe total adeudado”?

El importe total adeudado por el consumidor es la suma del importe total del crédito más el coste total del crédito para el consumidor. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Importe total del crédito”?

¿Qué se entiende por “Importe total del crédito”?

Es el importe máximo o la suma de todas las cantidades puestas a disposición del consumidor en el marco de un contrato de crédito. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Tipo de deudor”?

¿Qué se entiende por “Tipo de deudor”?

Es el tipo de interés expresado como porcentaje fijo o variable aplicado con carácter anual al importe del crédito utilizado. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Tipo de deudor fijo”?

¿Qué se entiende por “Tipo de deudor fijo”?

Es el tipo deudor acordado por el prestamista y el consumidor en el contrato de crédito para la duración total del contrato de crédito o para períodos parciales, que se fija utilizando un porcentaje fijo específico. Si en el contrato de crédito no se establecen todos los tipos deudores fijos, el tipo deudor fijo se considerará establecido sólo para los períodos parciales para los que los tipos deudores se establezcan exclusivamente mediante un porcentaje fijo específico acordado al celebrarse el contrato de crédito. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué se entiende por “Tasa anual equivalente”?

¿Qué se entiende por “Tasa anual equivalente”?

Es el coste total del crédito para el consumidor, expresado como porcentaje anual del importe total del crédito concedido. (Artículo 6 LEY 16/2011)

¿Qué información previa deben facilitarme en caso de querer contratar un crédito al consumo?

¿Qué información previa deben facilitarme en caso de querer contratar un crédito al consumo?

El prestamista y, en su caso, el intermediario de crédito deberán facilitar de forma gratuita al consumidor, con la debida antelación y antes de que el consumidor asuma cualquier obligación en virtud de un contrato u oferta de crédito sobre la base de las condiciones del crédito ofrecidas por el prestamista y, en su caso, de las preferencias manifestadas y de la información facilitada por el consumidor, la información que sea precisa para comparar las diversas ofertas y adoptar una decisión informada sobre la suscripción de un contrato de crédito.

Esta información, en papel o en cualquier otro soporte duradero, se facilitará mediante la Información normalizada europea sobre el crédito al consumo que figura en el anexo II de la Ley 16/2011 de 24 de junio de contratos de créditos al consumo

 

Art. 10 Ley 16/2011

¿En qué soporte debe prestarse la información que haya que prestar al consumidor?

¿En qué soporte debe prestarse la información que haya que prestar al consumidor?

La información que se ha de proporcionar al consumidor, ya sea con carácter previo al contrato, durante su vigencia o para su extinción, será en papel o en cualquier otro soporte duradero. Por soporte duradero se entiende todo instrumento que permita al consumidor conservar la información que se le transmita personalmente de forma que en el futuro pueda recuperarla fácilmente durante un período de tiempo adaptado a los fines de dicha información, y que permita la reproducción idéntica de la información almacenada. (Artículo 7 LEY 16/2011)

¿Es obligatoria la entrega de oferta vinculante por parte del prestamista?

¿Es obligatoria la entrega de oferta vinculante por parte del prestamista?

El prestamista que ofrezca un crédito a un consumidor estará obligado a entregarle antes de la celebración del contrato, si el consumidor así lo solicita, un documento con todas las condiciones del crédito, como oferta vinculante que deberá mantener durante un plazo mínimo de catorce días naturales desde su entrega, salvo que medien circunstancias extraordinarias o no imputables a él. Si esta oferta se hace al mismo tiempo que se comunica la información previa al contrato, deberá facilitarse al consumidor en un documento separado que podrá adjuntarse a la Información normalizada europea sobre crédito al consumo. (Artículo 8 LEY 16/2011)

¿Qué información debe aparecer en la publicidad, comunicaciones comerciales, anuncios y ofertas en los que se ofrezca un crédito o la intermediación para la celebración de un contrato de crédito?

¿Qué información debe aparecer en la publicidad, comunicaciones comerciales, anuncios y ofertas en los que se ofrezca un crédito o la intermediación para la celebración de un contrato de crédito?

a) El tipo deudor fijo o variable, así como los recargos incluidos en el coste total del crédito para el consumidor. b) El importe total del crédito. c) La tasa anual equivalente, salvo en el caso de los contratos en los que el crédito se conceda en forma de posibilidad de descubierto y que deban reembolsarse previa petición o en el plazo de 3 meses. d) En su caso, la duración del contrato de crédito. e) En el caso de los créditos en forma de pago aplazado de un bien o servicio en particular, el precio al contado y el importe de los posibles anticipos. f) En su caso, el importe total adeudado por el consumidor y el importe de los pagos a plazos. Todo ello con letra legible y con un contraste de impresión adecuado. Además, esta información básica se especificará de forma clara, concisa y destacada mediante un ejemplo representativo. Si se condicionara la concesión del crédito en las condiciones ofrecidas a la celebración de un contrato relativo a un servicio accesorio vinculado con el contrato de crédito, en particular un seguro, y el coste de ese servicio no pudiera determinarse de antemano, dicha condición deberá mencionarse de forma clara, concisa y destacada, junto con la tasa anual equivalente. (Artículo 9 LEY 16/2011)

¿Cuándo debe el prestamista entregar la información previa al contrato?

¿Cuándo debe el prestamista entregar la información previa al contrato?

El prestamista y, en su caso, el intermediario de crédito, deberán facilitar en papel o en cualquier otro soporte duradero y de forma gratuita al consumidor, con la debida antelación y antes de que el consumidor asuma cualquier obligación en virtud de un contrato u oferta de crédito sobre la base de las condiciones del crédito ofrecidas por el prestamista y, en su caso, de las preferencias manifestadas y de la información facilitada por el consumidor, la información que sea precisa para comparar las diversas ofertas y adoptar una decisión informada sobre la suscripción de un contrato de crédito. (Artículo 10 LEY 16/2011)

¿Qué extremos debe contener la información previa?

¿Qué extremos debe contener la información previa?

Entre otros: El tipo de crédito. La identidad y el domicilio social del prestamista, así como en su caso la identidad y el domicilio social del intermediario del crédito implicado. El importe total del crédito y las condiciones que rigen la disposición de fondos. La duración del contrato de crédito. En caso de créditos en forma de pago diferido por un bien o servicio y de contratos de crédito vinculados, el producto o servicio y su precio al contado. El tipo deudor y las condiciones de aplicación de dicho tipo, y, si se dispone de ellos, los índices o tipos de referencia aplicables al tipo deudor inicial, así como los períodos, condiciones y procedimientos de variación del tipo deudor. La tasa anual equivalente y el importe total adeudado por el consumidor, ilustrado mediante un ejemplo representativo que incluya todas las hipótesis utilizadas para calcular dicha tasa. El importe, el número y la periodicidad de los pagos que deberá efectuar el consumidor y en su caso el orden en que deben asignarse los pagos a distintos saldos pendientes sometidos a distintos tipos deudores a efectos de reembolso. (Artículo 10 LEY 16/2011)

¿Cómo se facilitará la información previa adicional a la obligatoria que pueda prestar el prestamista? (Artículo 10 LEY 16/2011)

¿Cómo se facilitará la información previa adicional a la obligatoria que pueda prestar el prestamista? (Artículo 10 LEY 16/2011)

Cualquier información adicional que el prestamista pueda comunicar al consumidor será facilitada en un documento aparte que podrá adjuntarse a la información normalizada europea sobre el crédito al consumo.

¿Está obligado el prestamista a asistir al consumidor de manera previa al contrato en cualquier duda que le surja en relación a este?

¿Está obligado el prestamista a asistir al consumidor de manera previa al contrato en cualquier duda que le surja en relación a este?

Sí. Los prestamistas y, en su caso, los intermediarios de crédito, facilitarán al consumidor explicaciones adecuadas de forma individualizada para que éste pueda evaluar si el contrato de crédito propuesto se ajusta a sus intereses, a sus necesidades y a su situación financiera, si fuera preciso explicando la información precontractual, las características esenciales de los productos propuestos y los efectos específicos que pueden tener sobre el consumidor, incluidas las consecuencias en caso de impago por parte del mismo. (Artículo 11 LEY 16/2011)

¿Qué información debe prestarse en los contratos en los que el crédito se conceda en forma de posibilidad de descubierto y que deban reembolsarse previa petición o en el plazo máximo de 3 meses?

¿Qué información debe prestarse en los contratos en los que el crédito se conceda en forma de posibilidad de descubierto y que deban reembolsarse previa petición o en el plazo máximo de 3 meses?

El prestamista y, cuando proceda, el intermediario de crédito, deberán facilitar de forma gratuita al consumidor, con la debida antelación y antes de que éste asuma cualquier obligación en virtud del contrato de crédito o una oferta relativa a estos contratos de crédito, sobre la base de las condiciones del crédito ofrecidas por el prestamista y, en su caso, de las preferencias manifestadas por el consumidor y de la información facilitada por el mismo, la información que sea precisa para comparar las diversas ofertas y adoptar una decisión informada sobre la suscripción de un contrato de crédito. Dicha información deberá especificar, entre otras: a) El tipo de crédito. b) La identidad y el domicilio social del prestamista, así como, en su caso, la identidad y el domicilio social del intermediario del crédito implicado. c) El importe total del crédito. d) La duración del contrato de crédito. e) El tipo deudor, las condiciones de aplicación de dicho tipo, los índices o tipos de referencia aplicables al tipo deudor inicial, los recargos aplicables desde la suscripción del contrato de crédito y, en su caso, las condiciones en las que puedan modificarse. f) Las condiciones y procedimiento para poner fin al contrato de crédito. g) Indicación de que podrá exigirse al consumidor el reembolso de la totalidad del importe del crédito en cualquier momento. h) El tipo de interés de demora, así como las modalidades para su adaptación y, cuando proceda, los gastos por impago. (Artículo 12 LEY 16/2011)

¿Qué información debe prestarse en el caso de contratos en los que prevean que el prestamista y consumidor pueden establecer acuerdos de pago aplazado o métodos de reembolso cuando el consumidor ya se encuentre en situación de falta de pago del cont

¿Qué información debe prestarse en el caso de contratos en los que prevean que el prestamista y consumidor pueden establecer acuerdos de pago aplazado o métodos de reembolso cuando el consumidor ya se encuentre en situación de falta de pago del cont

El prestamista y, cuando proceda, el intermediario de crédito, deberán facilitar de forma gratuita al consumidor, con la debida antelación y antes de que éste asuma cualquier obligación en virtud del contrato de crédito o una oferta relativa a estos contratos de crédito, sobre la base de las condiciones del crédito ofrecidas por el prestamista y, en su caso, de las preferencias manifestadas por el consumidor y de la información facilitada por el mismo, la información que sea precisa para comparar las diversas ofertas y adoptar una decisión informada sobre la suscripción de un contrato de crédito. Dicha información deberá especificar, entre otras: a) El tipo de crédito. b) La identidad y el domicilio social del prestamista, así como, en su caso, la identidad y el domicilio social del intermediario del crédito implicado. c) El importe total del crédito. d) La duración del contrato de crédito. e) El tipo deudor, las condiciones de aplicación de dicho tipo, los índices o tipos de referencia aplicables al tipo deudor inicial, los recargos aplicables desde la suscripción del contrato de crédito y, en su caso, las condiciones en las que puedan modificarse. f) Las condiciones y procedimiento para poner fin al contrato de crédito. g) El tipo de interés de demora, así como las modalidades para su adaptación y, cuando proceda, los gastos por impago. (Artículo 12 LEY 16/2011)

¿Existen excepciones a la obligación de información precontractual?

¿Existen excepciones a la obligación de información precontractual?

Sí, esta obligación no se aplicará a los proveedores de bienes o servicios que sólo actúen como intermediarios de crédito a título subsidiario, sin perjuicio de las obligaciones del prestamista de garantizar que el consumidor recibe la información y asistencia precontractual a que se refieren dichos artículos y sin las cuales no se podrá formalizar un contrato de crédito al consumo. A estos efectos, se considera que los proveedores de bienes y servicios actúan como intermediarios de crédito a título subsidiario si su actividad como intermediarios no constituye el objeto principal de su actividad comercial, empresarial o profesional (por ejemplo, la clínica dental, de estética o el centro de formación). (Artículo 13 LEY 16/2011)

¿Es obligatorio evaluar la solvencia del consumidor antes de celebrar el contrato?

¿Es obligatorio evaluar la solvencia del consumidor antes de celebrar el contrato?

Sí. El prestamista, antes de que se celebre el contrato de crédito, deberá evaluar la solvencia del consumidor, sobre la base de una información suficiente obtenida por los medios adecuados a tal fin, entre ellos, la información facilitada por el consumidor, a solicitud del prestamista o intermediario en la concesión de crédito. Con igual finalidad, podrá consultar los ficheros de solvencia patrimonial y crédito (comúnmente denominados ficheros o registros de morosos). Si las partes acuerdan modificar el importe total del crédito tras la celebración del contrato de crédito, el prestamista deberá actualizar la información financiera de que disponga sobre el consumidor y evaluar su solvencia antes de aumentar significativamente el importe total del crédito. (Artículo 14 LEY 16/2011)

¿En qué soporte y forma debe redactarse el contrato?

¿En qué soporte y forma debe redactarse el contrato?

Los contratos de crédito se harán constar por escrito en papel o en otro soporte duradero y se redactarán con una letra que resulte legible y con un contraste de impresión adecuado. Todas las partes contratantes recibirán un ejemplar del contrato de crédito. El incumplimiento de la forma escrita dará lugar a la anulabilidad del contrato. (Artículo 16 LEY 16/2011)

¿Qué extremos debe especificar el contrato?

¿Qué extremos debe especificar el contrato?

De forma clara y concisa especificará: a) El tipo de crédito. b) La identidad y el domicilio social de las partes contratantes, así como, si procede, la identidad y el domicilio social del intermediario de crédito. c) La duración del contrato de crédito. d) El importe total del crédito y las condiciones de disposición del mismo. e) En el caso de créditos en forma de pago diferido de un bien o servicio o en el caso de contratos de crédito vinculados, el producto o servicio y su precio al contado. f) El tipo deudor y las condiciones de aplicación de dicho tipo. g) La tasa anual equivalente y el importe total adeudado por el consumidor, calculados en el momento de la suscripción del contrato de crédito. h) El importe, el número y la periodicidad de los pagos que deberá efectuar el consumidor. i) En caso de amortización del capital de un contrato de crédito de duración fija, el derecho del consumidor a recibir gratuitamente un extracto de cuenta, en forma de cuadro de amortización, previa solicitud y en cualquier momento a lo largo de toda la duración del contrato de crédito. j) Si deben pagarse recargos e intereses sin amortización de capital, una relación de los períodos y las condiciones de pago de los intereses deudores y de los gastos conexos recurrentes y no recurrentes. k) Cuando proceda, los gastos de mantenimiento de una o varias cuentas que registren a la vez operaciones de pago y de disposición del crédito, salvo que la apertura de la cuenta sea opcional. l) El tipo de interés de demora aplicable en el momento de la celebración del contrato de crédito y los procedimientos para su ajuste y, cuando proceda, los gastos por impago. m) Las consecuencias en caso de impago. n) Cuando proceda, una declaración que establezca el abono de gastos de notaría. o) Las garantías y los seguros a los que se condicione la concesión del crédito, cuya contratación se ajustará a la legislación específica de los mismos. p) La existencia o ausencia de derecho de desistimiento y el plazo y demás condiciones para ejercerlo, incluida la información relativa a la obligación del consumidor de pagar el capital dispuesto y los intereses y el importe del interés diario. q) Información sobre los derechos derivados de los contratos de créditos vinculados, así como las condiciones para el ejercicio de dichos derechos. r) El derecho de reembolso anticipado, el procedimiento aplicable, así como en su caso información sobre el derecho del prestamista a una compensación y sobre la manera en que se determinará esa compensación. s) El procedimiento que deberá seguirse para ejercer el derecho de poner fin al contrato de crédito. t) La existencia o no de procedimientos extrajudiciales de reclamación y recurso para el consumidor, y, en caso de que existan, la forma en que el consumidor puede acceder a ellos. u) Las demás condiciones del contrato, cuando proceda. v) En su caso, nombre y dirección de la autoridad de supervisión competente. (Artículo 16 y 21 LEY 16/2011)

¿Qué información debe mencionarse en los contratos de crédito en forma de posibilidad de descubierto?

¿Qué información debe mencionarse en los contratos de crédito en forma de posibilidad de descubierto?

a) El tipo de crédito. b) La identidad y el domicilio social de las partes contratantes, así como, si procede, la identidad y el domicilio social del intermediario de crédito. c) La duración del contrato de crédito. d) El importe total del crédito y las condiciones de disposición del mismo. e) El tipo deudor y las condiciones de aplicación de dicho tipo. f) El coste total del crédito para el consumidor, calculados en el momento de la suscripción del contrato de crédito. g) La indicación de que al consumidor podrá exigírsele que reembolse la totalidad del importe del crédito en cualquier momento. h) El procedimiento que deberá seguirse para ejercer el derecho de desistimiento del contrato de crédito. i) Información sobre los gastos aplicables desde el momento de la celebración de dichos contratos de crédito y, en su caso, las condiciones en que dichos gastos podrán modificarse. (Artículo 17 LEY 16/2011)

¿Qué información le debe prestar el prestamista al consumidor sobre el tipo deudor?

¿Qué información le debe prestar el prestamista al consumidor sobre el tipo deudor?

El prestamista informará al consumidor de toda modificación del tipo deudor antes de que el cambio entre en vigor. La información detallará el importe de los pagos tras la entrada en vigor del nuevo tipo deudor, y, si cambiara el número o la frecuencia de los pagos, los correspondientes detalles. No obstante, en el contrato de crédito las partes podrán acordar que la información se proporcione al consumidor de forma periódica en los casos en que la modificación en el tipo deudor se deba a una modificación de un tipo de referencia, siempre y cuando el nuevo tipo de referencia sea publicado oficialmente por el Ministerio de Economía y Hacienda o por el Banco de España y la información al respecto esté disponible también en los locales del prestamista. (Artículo 18 LEY 16/2011)

¿Qué información vinculada a los contratos de crédito en forma de posibilidad de descubierto le debe prestar el prestamista al consumidor?

¿Qué información vinculada a los contratos de crédito en forma de posibilidad de descubierto le debe prestar el prestamista al consumidor?

Si se concede un contrato de crédito en forma de posibilidad de descubierto, el prestamista deberá además informar al consumidor, con una periodicidad al menos trimestral, mediante un extracto de cuenta en papel o cualquier otro soporte duradero, de lo siguiente: a) El período preciso al que se refiere el extracto de cuenta. b) Los importes de los que se ha dispuesto y la fecha de disposición. c) La fecha y el saldo del extracto anterior. d) El nuevo saldo. e) La fecha y el importe de los pagos efectuados por el consumidor. f) El tipo deudor aplicado. g) Los recargos que se hayan aplicado. h) En su caso, el importe mínimo que deba pagarse. Además, el consumidor será informado de los incrementos del tipo deudor o de los recargos que deba pagar antes de que las modificaciones en cuestión entren en vigor. (Artículo 19 LEY 16/2011)

¿Puede modificarse el coste total del crédito?

¿Puede modificarse el coste total del crédito?

El coste total del crédito no podrá ser modificado en perjuicio del consumidor, a no ser que esté previsto en acuerdo mutuo de las partes formalizado por escrito. La variación del coste del crédito se deberá ajustar, al alza o a la baja, a la de un índice de referencia objetivo. (Artículo 22 LEY 16/2011)

¿Qué extremos deberá contener el acuerdo de modificación del coste del crédito?

¿Qué extremos deberá contener el acuerdo de modificación del coste del crédito?

En el acuerdo formalizado por las partes se contendrán, como mínimo, los siguientes extremos: a) Los derechos que contractualmente correspondan a las partes en orden a la modificación del coste total del crédito inicialmente pactado y el procedimiento a que ésta deba ajustarse. b) El diferencial que se aplicará, en su caso, al índice de referencia utilizado para determinar el nuevo coste. c) La identificación del índice utilizado o, en su defecto, una definición clara del mismo y del procedimiento para su cálculo. Los datos que sirvan de base al índice deberán ser agregados de acuerdo con un procedimiento objetivo. (Artículo 22 LEY 16/2011)

¿Cómo se realizan las liquidaciones por la ineficacia o resolución de un contrato de adquisición?

¿Cómo se realizan las liquidaciones por la ineficacia o resolución de un contrato de adquisición?

En caso de créditos concedidos para la adquisición de bienes determinados, cuando el prestamista o el vendedor recupere el bien como consecuencia de la nulidad o la resolución de los contratos de adquisición o financiación de dichos bienes, las partes deberán restituirse recíprocamente las prestaciones realizadas. En todo caso, el empresario o el prestamista a quien no sea imputable la nulidad del contrato tendrá derecho a deducir: a) El 10% del importe de los plazos pagados en concepto de indemnización por la tenencia de las cosas por el comprador. b) Una cantidad igual al desembolso inicial por la depreciación comercial del objeto. Cuando esta cantidad sea superior a la quinta parte del precio de venta, la deducción se reducirá a esta última. Por el deterioro de la cosa vendida, si lo hubiere, podrá exigir el vendedor, además, la indemnización que en derecho proceda. (Artículo 23 LEY 16/2011)

¿Qué ocurre si se produce un cobro indebido derivado de un contrato de crédito?

¿Qué ocurre si se produce un cobro indebido derivado de un contrato de crédito?

En estos casos, habrá que abonar el correspondiente interés legal del dinero o, si es superior, el interés contractual que se hubiese establecido. Si el cobro indebido se hubiera producido por dolo o negligencia del prestamista, el consumidor tendrá el derecho a la indemnización de los daños y perjuicios causados, que en ningún caso será inferior al interés legal incrementado en cinco puntos o al del contrato, si es superior al interés legal, incrementado a su vez en cinco puntos. (Artículo 25 LEY 16/2011)

¿Qué ocurre si no se obtiene el crédito en un contrato de consumo vinculado a la obtención del mismo?

¿Qué ocurre si no se obtiene el crédito en un contrato de consumo vinculado a la obtención del mismo?

La eficacia de los contratos de consumo cuyo objeto sea la adquisición por parte de un consumidor de bienes o servicios, en los que el consumidor y el proveedor hayan acordado que el pago del precio por parte del consumidor se financie total o parcialmente mediante un contrato de crédito, quedará condicionada a la efectiva obtención de ese crédito. Será nulo el pacto en el contrato de consumo por el que se obligue al consumidor a un pago al contado o a otras fórmulas de pago, para el caso de que no se obtenga el crédito previsto. Se tendrán por no puestas las cláusulas en las que el proveedor exija que el crédito para su financiación únicamente pueda ser otorgado por un determinado prestamista. El consumidor dispondrá en todo momento de la opción de no concertar el contrato de crédito, realizando el pago en la forma que acuerde con el proveedor del contrato de consumo. (Artículo 26 LEY 16/2011)

¿Puede el consumidor poner fin a un contrato de crédito de duración indefinida?

¿Puede el consumidor poner fin a un contrato de crédito de duración indefinida?

Sí. El consumidor podrá poner fin gratuitamente y en cualquier momento, por el procedimiento habitual o en la misma forma en que lo celebró, a un contrato de crédito de duración indefinida, a menos que las partes hayan convenido un plazo de notificación. El plazo de preaviso no podrá exceder de un mes. Si se hubiera suscrito un contrato de seguro accesorio al de crédito, el contrato de seguro se extinguirá al mismo tiempo que éste y el consumidor tendrá derecho al reembolso de la parte de prima no consumida. (Artículo 27 LEY 16/2011)

¿Puede el prestamista poner fin a un contrato de crédito de duración indefinida?

¿Puede el prestamista poner fin a un contrato de crédito de duración indefinida?

Si así ha sido pactado en el contrato de crédito, el prestamista podrá poner fin por el procedimiento habitual a un contrato de crédito de duración indefinida dando al consumidor un preaviso de dos meses como mínimo, notificado mediante documento en papel o en otro soporte duradero, por razones objetivamente justificadas, poner fin al derecho del consumidor a disponer de cantidades de un contrato de crédito de duración indefinida. El prestamista informará al consumidor de la terminación del contrato, indicando las razones de la misma mediante notificación en papel u otro soporte duradero, en la medida de lo posible antes de la terminación y, a más tardar, inmediatamente después de ella. Si se hubiera suscrito un contrato de seguro accesorio al de crédito, el contrato de seguro se extinguirá al mismo tiempo que éste y el consumidor tendrá derecho al reembolso de la parte de prima no consumida. (Artículo 27 LEY 16/2011)

¿En qué consiste el derecho de desistimiento en un contrato de crédito?

¿En qué consiste el derecho de desistimiento en un contrato de crédito?

El derecho de desistimiento de un contrato de crédito es la facultad del consumidor de dejar sin efecto el contrato celebrado, comunicándoselo así a la otra parte contratante en un plazo de catorce días naturales sin necesidad de indicar los motivos y sin penalización alguna. El plazo para ejercer el derecho de desistimiento se iniciará en la fecha de suscripción del contrato de crédito o bien, si fuera posterior, en la fecha en que el consumidor reciba las condiciones contractuales y la información recogida en el contrato. (Artículo 28 LEY 16/2011)

¿Qué obligaciones tendrá el consumidor que ejerza el derecho de desistimiento?

¿Qué obligaciones tendrá el consumidor que ejerza el derecho de desistimiento?

El consumidor que ejerza el derecho de desistimiento tendrá las obligaciones siguientes: a) Comunicarlo al prestamista antes de que expire el plazo, por medios que permitan dejar constancia de la notificación de cualquier modo admitido en Derecho. Se considerará que se ha respetado el plazo si la notificación se ha enviado antes de la expiración del plazo, siempre que haya sido efectuada mediante documento en papel o cualquier otro soporte duradero a disposición del prestamista y accesible para él. b) Pagar al prestamista el capital y el interés acumulado sobre dicho capital entre la fecha de disposición del crédito y la fecha de reembolso del capital, sin ningún retraso indebido y a más tardar a los treinta días naturales de haber enviado la notificación de desistimiento al prestamista. Los intereses adeudados se calcularán sobre la base del tipo deudor acordado. El prestamista no tendrá derecho a reclamar al consumidor ninguna otra compensación en caso de desistimiento, excepto la compensación de los gastos no reembolsables abonados por el prestamista a la Administración Pública. (Artículo 28 LEY 16/2011)

¿En qué consisten los contratos de crédito vinculados?

¿En qué consisten los contratos de crédito vinculados?

Por contrato de crédito vinculado se entiende aquel en el que el crédito contratado sirve exclusivamente para financiar un contrato relativo al suministro de bienes específicos o a la prestación de servicios específicos y ambos contratos constituyen una unidad comercial desde un punto de vista objetivo. Si el consumidor ha ejercido su derecho de desistimiento respecto a un contrato de suministro de bienes o servicios financiado total o parcialmente mediante un contrato de crédito vinculado, dejará de estar obligado por este último contrato sin penalización alguna para el consumidor. (Artículo 29 LEY 16/2011)

¿Qué derechos podrá ejercitar el consumidor contra el prestamista en un contrato de crédito vinculado?

¿Qué derechos podrá ejercitar el consumidor contra el prestamista en un contrato de crédito vinculado?

El consumidor, además de poder ejercitar los derechos que le correspondan frente al proveedor de los bienes o servicios adquiridos mediante un contrato de crédito vinculado, podrá ejercitar esos mismos derechos frente al prestamista, siempre que concurran todos los requisitos siguientes:

a) Que los bienes o servicios objeto del contrato no hayan sido entregados en todo o en parte, o no sean conforme a lo pactado en el contrato.

b) Que el consumidor haya reclamado judicial o extrajudicialmente, por cualquier medio acreditado en derecho, contra el proveedor y no haya obtenido la satisfacción a la que tiene derecho. (Artículo 29 LEY 16/2011)

¿Puede el consumidor realizar un reembolso anticipado?

¿Puede el consumidor realizar un reembolso anticipado?

Sí. El consumidor podrá liquidar anticipadamente, de forma total o parcial y en cualquier momento, las obligaciones derivadas del contrato de crédito. En tal caso, tendrá derecho a una reducción del coste total del crédito que comprenda los intereses y costes, incluso si éstos hubieran sido ya pagados, correspondientes a la duración del contrato que quede por transcurrir. El reembolso anticipado de créditos que cuenten con un seguro vinculado a la amortización del crédito o a cuya suscripción se haya condicionado la concesión del crédito o su concesión en las condiciones ofrecidas, dará lugar a la devolución por parte de la entidad aseguradora al consumidor de la parte de prima no consumida. (Artículo 30 LEY 16/2011)

¿Tiene el prestamista derecho a una compensación en el caso de reembolso anticipado?

¿Tiene el prestamista derecho a una compensación en el caso de reembolso anticipado?

Sí. En caso de reembolso anticipado del crédito, el prestamista tendrá derecho a una compensación justa y justificada objetivamente por los posibles costes directamente derivados del reembolso anticipado del crédito, siempre que el reembolso anticipado se produzca dentro de un período en el cual el tipo deudor sea fijo. Dicha compensación no podrá ser superior al 1% del importe del crédito reembolsado anticipadamente si el período restante entre el reembolso anticipado y la terminación acordada del contrato de crédito es superior a un año. Si el período no supera un año, la compensación no podrá ser superior al 0,5% del importe del crédito reembolsado anticipadamente. Si el prestamista demuestra la existencia de pérdidas producidas de forma directa como consecuencia del reembolso anticipado del crédito, podrá reclamar excepcionalmente una compensación más elevada. Si la compensación reclamada por el prestamista supera las pérdidas sufridas realmente, el consumidor podrá exigir la reducción correspondiente. (Artículo 30 LEY 16/2011)

¿Existe algún límite a la compensación caso de reembolso anticipado?

¿Existe algún límite a la compensación caso de reembolso anticipado?

Sí. Ninguna compensación excederá del importe del interés que el consumidor habría pagado durante el período de tiempo comprendido entre el reembolso anticipado y la fecha pactada de finalización del contrato de crédito. (Artículo 30 LEY 16/2011)

¿Existen supuestos en los que el prestamista no puede exigir compensación al consumidor en el caso de reembolso anticipado?

¿Existen supuestos en los que el prestamista no puede exigir compensación al consumidor en el caso de reembolso anticipado?

Sí. No podrá reclamarse compensación alguna por reembolso anticipado: a) Si el reembolso se ha efectuado en cumplimiento de un contrato de seguro destinado a garantizar el reembolso del crédito. b) En caso de posibilidad de descubierto. c) Si el reembolso anticipado se produce dentro de un período para el que no se haya fijado el tipo de interés deudor. (Artículo 30 LEY 16/2011)

¿Qué ocurre si el prestamista cede los derechos a un tercero?

¿Qué ocurre si el prestamista cede los derechos a un tercero?

Cuando los derechos del prestamista en virtud de un contrato de crédito o el propio contrato sean cedidos a un tercero, el consumidor tendrá derecho a oponer contra el tercero las mismas excepciones y defensas que le hubieren correspondido contra el acreedor originario, incluida la compensación. Se informará al consumidor de la cesión, excepto cuando el prestamista original, de acuerdo con el nuevo titular, siga prestando los servicios relativos al crédito al consumidor. (Artículo 31 LEY 16/2011)

¿Cómo se calcula la Tasa Anual Equivalente (TAE)?

¿Cómo se calcula la Tasa Anual Equivalente (TAE)?

Para calcular la tasa anual equivalente se determinará el coste total del crédito para el consumidor, exceptuando los gastos que éste tendría que pagar por el incumplimiento de alguna de sus obligaciones con arreglo al contrato de crédito y los gastos, distintos del precio de compra, que corran por cuenta del consumidor en la adquisición de bienes o servicios, tanto si la transacción se paga al contado como a crédito. Los costes de mantenimiento de una cuenta que registre a la vez operaciones de pago y de disposición del crédito, los costes relativos a la utilización de un medio de pago que permita ambas operaciones, así como otros costes relativos a las operaciones de pago, se incluirán en el coste total del crédito para el consumidor, salvo en caso de que la apertura de la cuenta sea opcional y los costes de ésta se hayan especificado de forma clara y por separado en el contrato de crédito o cualquier otro contrato suscrito con el consumidor. (Artículo 32 LEY 16/2011)

¿Para qué sirve la tasa anual equivalente?

¿Para qué sirve la tasa anual equivalente?

La tasa anual equivalente iguala sobre una base anual el valor actual de todos los compromisos existentes o futuros asumidos por el prestamista y por el consumidor. Estos compromisos incluyen las disposiciones del crédito, los reembolsos y los siguientes gastos: todos los gastos, incluidos los intereses, las comisiones, los impuestos y cualquier otro tipo de gastos que el consumidor deba pagar en relación con el contrato de crédito y que sean conocidos por el prestamista, con excepción de los gastos de notaría. El coste de los servicios accesorios relacionados con el contrato de crédito, en particular las primas de seguro, se incluye asimismo en este concepto si la obtención del crédito en las condiciones ofrecidas está condicionada a la celebración del contrato de servicios. (Artículo 32 y 6 LEY 16/2011)

¿Cuáles con las obligaciones de los intermediarios de crédito respecto de los consumidores?

¿Cuáles con las obligaciones de los intermediarios de crédito respecto de los consumidores?

Son obligaciones de los intermediarios de crédito: a) Indicar en su publicidad y en la documentación destinada a los consumidores el alcance de sus funciones y representación, precisando en particular si trabajan en exclusiva con una o varias empresas o como intermediarios independientes. b) En caso de que el consumidor deba pagar una remuneración al intermediario de crédito por sus servicios, informar de ella al consumidor y acordar con éste el importe de la misma, que deberá constar en papel u otro soporte duradero, antes de la celebración del contrato de crédito. c) En caso de que el consumidor deba pagar una remuneración al intermediario de crédito por sus servicios, este último deberá comunicar el importe de la misma al prestamista, a efectos del cálculo de la tasa anual equivalente. (Artículo 33 LEY 16/2011)

¿Pueden las partes de un contrato de crédito al consumo someter sus conflictos al arbitraje de consumo?

¿Pueden las partes de un contrato de crédito al consumo someter sus conflictos al arbitraje de consumo?

Sí. El prestamista, el intermediario de crédito y el consumidor podrán someter sus conflictos al arbitraje de consumo, mediante adhesión de aquéllos al Sistema Arbitral del Consumo o a otros sistemas de resolución extrajudicial de conflictos, que figuren en la lista que publica la Comisión Europea sobre sistemas alternativos de resolución de conflictos con consumidores y que respete los principios establecidos por la normativa europea, así como a los mecanismos previstos en la legislación sobre protección de los clientes de servicios financieros, en la medida en que el prestamista o el intermediario de crédito estén sometidos a los mecanismos previstos en ella. Los órganos que intervengan en la resolución de estas reclamaciones, habrán de cooperar en la resolución de los conflictos de carácter transfronterizo que se produzcan a nivel intracomunitario, a través de la Red transfronteriza de denuncia extrajudicial sobre servicios financieros o cualquier otro mecanismo habilitado al efecto. (Artículo 35 LEY 16/2011)

¿En qué consiste un préstamo personal?

¿En qué consiste un préstamo personal?

Es un producto bancario por el cual el cliente dispone de una cantidad de dinero, de una entidad de crédito, con el compromiso de devolverlo junto con los intereses establecidos, mediante pagos periódicos o cuotas. Se llaman personales por que no disponen de una garantía especial. Estos préstamos solo disponen de las garantías genéricas para el cobro de cantidades, que establece que responde con los bienes presentes y futuros del deudor. Por este motivo, es normal que la entidad de crédito estudie la situación financiera del solicitante antes de emitir el préstamo, ya que este no esta sujeto a ningún bien concreto. Este tipo de préstamo suele tener intereses más altos.

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales y al consumo al inicio de la operación?

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales y al consumo al inicio de la operación?

1. Comisión de estudio: Remunera a la entidad bancaria por las gestiones y análisis que debe realizar para verificar su solvencia y los términos de la operación solicitada. En caso de que la entidad no le conceda el préstamo, no le cobrará esta comisión, pero sí  podría exigirle los gastos que haya tenido que pagar por la intervención de otras personas o empresas, siempre que lo hayan pactado previamente. 2. Comisión de apertura. Remunera a la entidad bancaria por los trámites que debe realizar correspondientes a la formalización y puesta a disposición del cliente de los fondos prestados. Esta comisión suele ser un porcentaje sobre la cantidad que se presta (en caso de créditos, sobre el límite del crédito), y se suele pagar de una vez cuando se firma la operación. El banco o la caja también le puede exigir comisiones por servicios específicos distintos del estudio y/o apertura. Por ejemplo, si usted pide que se emita un cheque bancario por el capital inicial del préstamo, tendrá que pagar la comisión correspondiente. http://www.bde.es/clientebanca/productos/creditos/otroscostes/inicio.htm

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales por modificaciones de la operación?

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales por modificaciones de la operación?

1. Por modificación de condiciones o por cambio de garantías: Le pueden exigir una comisión en el caso de que solicite, y que la entidad lo acepte, que se cambie alguna de las características del préstamo. Remunera a la entidad por los trámites que debe realizar y/o en el análisis de riesgos que puedan suponer. 2. Por amortización parcial anticipada: Remunera a la entidad por los trámites administrativos correspondientes a las actuaciones que debe realizar así como por la compensación a la entidad por lo que deja de ganar al dejar de percibir los intereses por el capital que se amortiza anticipadamente. En el caso de un crédito al consumo, la comisión de cancelación anticipada no puede ser superior al 1% del importe del crédito reembolsado anticipadamente si el período restante entre el reembolso anticipado y la terminación acordada del contrato de crédito es superior a un año. Si el período no supera un año, no podrá ser superior al 0,5%. (Artículo 30 de la ley 16/2011, de 24 de junio, de Contratos de Crédito al Consumo). En el resto no existe límite legal. http://www.bde.es/clientebanca/productos/creditos/otroscostes/modificaci...

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales al final de la operación?

¿Qué tipo de comisiones existen en los préstamos personales al final de la operación?

Al final de la operación existe la comisión de cancelación anticipada. Es un porcentaje sobre el importe amortizado anticipadamente, o cantidad adelantada. En el caso de un crédito al consumo, la comisión de cancelación anticipada no podrá ser superior al 1% del importe del crédito reembolsado anticipadamente si el período restante entre el reembolso anticipado y la terminación acordada del contrato de crédito es superior a un año. Si el período no supera un año, la compensación no podrá ser superior al 0,5% (Artículo 30 de la ley 16/2011, de 24 de junio, de Contratos de Crédito al Consumo). En el resto de préstamos personales no existe límite legal.