Inicio » Artículos

¿Quién puede solicitar el bono social eléctrico y qué requisitos debe cumplir?

El Real Decreto 897/2017, de 6 de octubre, regula la figura de la persona consumidora vulnerable, el bono social y otras medidas de protección para las personas consumidoras domésticas. A continuación se describe la figura de persona consumidora vulnerable y su derecho a solicitar el denominado Bono Social.

Etiquetas:

Bono social

ÍNDICE DE CONTENIDOS.

1. Percepción del Bono Social con carácter ordinario

2. Percepción del Bono Social por parte de determinados colectivos en situación de vulnerabilidad económica (en virtud del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, de medidas sociales en defensa del empleo, que amplía temporalmente el derecho a bono social a otros colectivos)

Percepción del Bono Social con carácter ordinario.

Toda persona consumidora vulnerable podrá beneficiarse de un descuento en su factura denominado bono social. Se tratará de un descuento sobre el Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC), que será aplicado en la factura de la persona consumidora. El precio resultante de dicho descuento será la Tarifa de Último Recurso (TUR).

La TUR de aplicación a la persona consumidora vulnerable será el precio resultante de aplicar un descuento del 25% en todo término que componga el PVPC. Si se trata de una persona consumidora vulnerable severa, el descuento será del 40%. En ambos casos, el descuento será aplicado teniendo en cuenta el límite de energía suministrada prevista para la facturación del término de energía del PVPC por periodo de facturación, calculado de la siguiente manera:

  • Unidad familiar sin personas menores de edad / persona demandante individual: límite máximo de consumo de 1380 kWh,
  • Unidad familiar con 1 persona menor de edad: límite máximo de consumo de 1932 kWh.
  • Unidad familiar con 2 personas menores de edad: límite máximo de consumo de 2346 kWh.
  • Unidad familiar familias numerosas: límite máximo de consumo de 4140 kWh.
  • Unidad familiar demandante individual-pensionistas (cuantía mínima): límite máximo de consumo de 1932 kWh.

La energía suministrada a la persona consumidora vulnerable y vulnerable severa por encima de dichos límites en el periodo de facturación le será facturada como PVPC.

Requisitos para ser considerada persona consumidora vulnerable a efectos del bono social.

Para poder ser considerada persona consumidora vulnerable a efectos de poder solicitar el bono social, lo primero que debe cumplirse es que la persona titular del punto de suministro de electricidad:

  • Sea persona física con potencia contratada igual o inferior a 10kW.
  • Esté acogida al Precio Voluntario para el Pequeño Consumidor (PVPC) y no al mercado libre.
  • Solicite el bono social para su vivienda habitual.

Además de lo anterior, para que una persona consumidora de energía eléctrica pueda ser considerada persona consumidora vulnerable, de cara a solicitar el bono social eléctrico, deberá cumplir alguno de los siguientes requisitos:

1) Que su renta, o en caso de formar parte de una unidad familiar, la renta conjunta anual de la unidad familiar a la que pertenezca sea igual o inferior:

  • A 1,5 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) de 14 pagas (11279,38 euros) en el caso de que no forme parte de una unidad familiar o no haya ninguna persona menor en la unidad familiar.
  • A 2 veces el IPREM de 14 pagas (15039,18 euros), en el caso de que haya una persona menor en la unidad familiar.
  • A 2,5 veces el IPREM de 14 pagas (18798,97 euros), en el caso de que haya dos personas menores en la unidad familiar.

El IPREM anual de 14 pagas equivale a 7519,59 euros.

2) Estar en posesión del título de familia numerosa.

3) Que la propia persona consumidora y, en el caso de formar parte de una unidad familiar, todos los miembros de la misma que tengan ingresos, sean pensionistas del Sistema de la Seguridad Social por jubilación o incapacidad permanente, percibiendo la cuantía mínima vigente en cada momento para dichas clases de pensión, y no perciban otros ingresos cuya cuantía agregada anual supere los 500 euros.

Los multiplicadores de renta respecto del IPREM de 14 pagas se incrementarán, en cada caso, en 0,5, si se dan las siguientes circunstancias especiales:

  • Que la persona consumidora o alguna de las personas de la unidad familiar tenga discapacidad reconocida igual o superior al 33%.
  • Que la persona consumidora o alguna de las personas de la unidad familiar acredite situación de violencia de género.
  • Que la persona consumidora o alguna persona de la unidad familiar tenga condición de víctima del terrorismo.
  • Que la persona consumidora o alguno de los miembros de la unidad familiar se encuentre en situación de dependencia reconocida de grado II o III.
  • Que la persona consumidora acredite que la unidad familiar está integrada por una única persona progenitora y, al menos, una persona menor. En este caso, y a únicos efectos de comprobación, la comercializadora comprobará, a través del libro de familia y del certificado de empadronamiento, que no reside una segunda persona progenitora en la vivienda a cuyo suministro se encuentra ligado el bono social.

Condición de persona consumidora vulnerable severa.

  • Si se cumplen los requisitos para ser considerada persona consumidora vulnerable y, además, la unidad familiar a la que pertenezca, tengan una renta anual inferior o igual al 50% de los umbrales establecidos (con sus incrementos, en su caso), la persona consumidora será considerada vulnerable severa.
  • Será, asimismo, persona consumidora vulnerable severa cuando la persona y, en su caso, la unidad familiar a la que pertenezca, tengan una renta anual inferior o igual a 1 vez el IPREM a 14 pagas, o 2 veces el mismo, cuando se encuentre en situación de, respectivamente: pensionistas por jubilación o incapacidad permanente con percepción de la cuantía mínima para dichas clases de pensión, y que no perciban otros ingresos; o título de familia numerosa.

Condición de persona consumidora en riesgo de exclusión social.

Se tratará de una persona consumidora vulnerable severa y que sea atendida por los servicios sociales de una Administración autonómica o local que financie al menos el 50% del importe de su factura (esto será acreditado mediante documento expedido por dichos servicios sociales).

El suministro a una persona consumidora que haya acreditado que cumple los requisitos para tener riesgo de esclusión social (y esté acogida a la Tarifa de Último Recurso) será considerado suministro de electricidad esencial.

 

Puede consultar, a modo de resumen, los requisitos para solicitar el bono social según los niveles de renta y las características de la unidad familiar.

Percepción del Bono Social por parte de determinados colectivos en situación de vulnerabilidad económica (en virtud del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, de medidas sociales en defensa del empleo, que amplía temporalmente el derecho a bono social a otros colectivos)

En virtud de la disposición adicional sexta del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, se regula el derecho a percibir el bono social eléctrico por parte de determinados colectivos (además de los ya establecidos en la percepción del bono social con carácter ordinario). 

¿Quién puede solicitar el bono social en virtud de lo establecido en el Real Decreto-ley 30/2020?

Para que una persona consumidora de energía eléctrica pueda ser considerada vulnerable a efectos de la percepción del bono social, deberá acreditar que la persona titular del suministro o alguno de los miembros de la unidad familiar, se encuentre en una de las tres situaciones siguientes:

  • Desempleo.
  • Expediente Temporal de Regulación de Empleo (ERTE).
  • Ha visto reducida su jornada por motivo de cuidados, en caso de ser persona empresaria, u otras circunstancias similares que supongan pérdida sustancial de ingresos. 

La titularidad del suministro deberá ser persona física en su domicilio habitual y ha de tenerse contratada la tarifa de Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC). Cuando el contrato de suministro de la vivienda habitual de una persona profesional por cuenta propia oa persona autónoma esté a nombre de la persona jurídica, el bono social deberá solicitarse para la persona física, lo que implicará un cambio de titularidad del contrato de suministro.

Una vez concedido el bono social los descuentos comprederán un 25% de la factura, siempre teniéndose en cuenta los máximos de consumo establecidos.

Requisitos para recibir el bono social en virtud de lo establecido en el Real Decreto-ley 30/2020.

En estos casos, para poder percibirse el bono social, el conjunto de los ingresos de los miembros de la unidad familiar, en el mes anterior al momento en que se presenta la solicitud completa del bono social con toda la documentación requerida, no podrá alcanzar:

  • 1,5 veces la doceava parte del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) de 14 pagas (939,95 euros), en el caso de que no forme parte de una unidad familiar o no haya ninguna persona menor en la unidad familiar.
  • 2 veces la doceava parte del IPREM de 14 pagas (1253,26 euros), en el caso de que hay una persona menor en la unidad familiar.
  • 2,5 veces la doceava parte del IPREM de 14 pagas (1566,58 euros), en el caso de que haya dos persona menores en la unidad familiar.

El IPREM anual de 14 pagas equivale a 7519,59 euros.

Estos multiplicadores de renta respecto al IPREM de 14 pagas se incrementarán, en cada caso, en 0,5, siempre que concurra alguna de las siguientes circunstancias especiales:

  • Que la persona consumidora o alguno de los miembros de la unidad familiar tenga discapacidad reconocida igual o superior al 33%.
  • Que la persona consumidora o alguno de los miembros de la unidad familiar acredite la situación de violencia de género.
  • Que la persona consumidora o alguno de los miembros de la unidad familiar tenga la condición de víctima de terrorismo.
  • Que la persona consumidora o alguno de los miembros de la unidad familiar se encuentre en situación de dependencia reconocida de grado II o III.
  • Que la persona consumidora acredite que la unidad familiar está integrada por un único progenitor o progenitora y, al menos, una persona menor de edad.

¿Qué documentación hace falta para acreditar la situación de vulnerabilidad en virtud de lo establecido en el Real Decreto-ley 30/2020?

Para acreditar la condición de persona consumidora vulnerable en virtud de condicionantes establecidos por el Real Decreto-ley 30/2020, y poder solicitar la percepción del bono social, se deberá remitir a la empresa comercializadora de referencia, a través de la dirección de correo electrónico de su página web, el oportuno modelo de solicitud y declaración responsable disponible en la página web del Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico junto con la siguiente documentación acreditativa:

  • En caso de situación legal de desempleo, mediante certificado expedido por la entidad gestora de las prestaciones.
  • En caso de cese de actividad de las personas trabajadoras por cuenta propia, mediante certificado expedido por la Agencia Estatal de la Administración Tributaria o el órgano competente de la Comunidad Autónoma, en su caso, sobre la base de la declaración de cese de actividad declarada por la persona interesada.
  • Copia de NIF o NIE de la persona titular del punto de suministro y, en caso de que forme parte de una unidad familiar, copia del NIF o NIE de cada uno de los miembros para los que dicho documento se aobligatorio.
  • Certificado de empadronamiento en vigor, individual o conjunto, de la persona titular del punto de suministro o de todos los miembros de la unidad familiar.
  • Libro de familia, en el caso de que exista unidad familiar.
  • Declaración responsable de la persona solicitante relativa al cumplimiento de los requisitos exigidos 

¿Hasta cuándo se aplicarán los requisitos de las nuevas categorías de percepción del bono social en virtud de lo establecido en el Real Decreto-ley 30/2020?

La nueva condición de persona consumidora vulnerable y, por lo tanto, el derecho a percibir el bono social, se extinguirá cuando dejen de concurrir las circunstancias, estando obligada la persona consumidora a comunicar el hecho a la entidad comercializadora de referencia en plazo máximo de 1 mes.

En cualquier caso, la nueva condición de persona consumidora vulnerable y, por lo tanto, el derecho a percibir el bono social (en virtud de lo regulado en el Real Decreto-ley 30/2020), se extinguirá con fecha 30 de junio de 2021, sin perjuicio de la posibilidad de acogerse a tal condición en cualquier moemento anterior o posterior a esa fecha, en virtud de la percepción del bono social con carácter ordinario.

La empresa comercializadora de referencia estará obligada a indicar a la persona consumidora, en la última factura que emita antes de la fecha prevista anterior, la fecha de tal vencimiento, informando que, una vez superado dicho plazo, la persona consumidora pasará a ser facturada a PVPC por la misma comercializadora de referencia, e indicando la posibilidad de que la persona consumidora pueda, alternativamente, contratar su suministro con una comercializadora de mercado libre.

 

Aplicación Web para la comprobar si se tiene derecho al bono social.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) y la Fundación Civio, han creado una aplicación Web para que las personas consumidoras puedan conocer si tienen derecho a solicitar el bono social y lo tramiten de forma sencilla. Dicha aplicación ofrece una solicitud a modo de impreso para el caso de que le corresponda tal derecho, de forma que lo pueda remitir directamente a su comercializadora de referencia. Asimismo, y para resolver cualquier duda relacionada con el proceso de solicitud, la CNMC habilita el siguiente buzón de correo electrónico: proteccionalconsumidor@cnmc.es.

El acceso a esta aplicación Web, no dejará constancia de ningún tipo de dato que introduzca la persona usuaria, y tanto la CNMC como la Fundación Civio garantizan la seguridad y la confidencialidad de los datos de dicha persona.

En virtud de esta aplicación Web:

  • Se comprueba si se cumplen los criterios del bono social establecidos en la normativa aplicable (Real Decreto 897/2017), a partir de los datos facilitados por la persona usuarias, y se comunica si se cuenta o no con el derecho a solicitar el Bono Social.
  • Se informa sobre las comercializadoras de referencia y sobre sus canales para solicitar el bono social.
  • Se informa sobre la documentación a aportar y facilita un enlace para descargar el formulario de solicitud (dicho formulario llevará el logo de la CNMC y el nombre de la comercializadora de referencia que la persona elija).
  • Se facilita una dirección de correo electrónico para la resolución de dudas en el proceso de solicitud (proteccionalconsumidor@cnmc.es).

 

Si necesita información o asesoramiento en materia de consumo no dude en contactar con nosotros. Le recordamos que estamos a su disposición de forma gratuita y continuada a través de número de teléfono 900 21 50 80, del correo electrónico consumoresponde@juntadeandalucia.es, así como en nuestros perfiles de redes sociales o a través de esta misma página Web. Y si prefiere un servicio de atención presencial, puede acercarse a alguno de los Servicios Provinciales de Consumo, presentes en todas las capitales de provincia andaluzas.

También puede obtener información en la página web del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, y la página web de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, así como en el documento sobre el Bono Social elaborado por el Ministerio para la Transición Ecológica.

Valora el artículo: 
5